Housewife. La titánica locura de Can Evrenol

By Ramon Ruestes Faire | Cine

Housewife. La titánica locura de Can Evrenol

Junto con The Heretics (2017), Housewife (2017) del director Can Evrenol era una de las apuestas de terror del Festival de Cine Fantástico de Catalunya de Sitges. Visto el resultado de la primera, la nueva obra del director turco se convierte en el máximo esplendor del terror dentro de las apuestas del festival. Destacar su presentación en Sitges de Baskin (2015) su inquietante ópera prima. Con casi la certeza de ver una obra macabra a nivel visual tal como se plasma en el trailer y la esperanza de ver una obra más o menos completa nos embarcamos en su análisis.

El argumento gira alrededor de Holly, una niña con un pasado tremendamente violento. Su madre asesinó ante sus ojos a su hermana y padre bajo la invisible amenaza de unos visitantes que solo ella veía. Unos años más tarde, superado en parte el trauma vivido, el regreso de una amiga suya y la aparición de un mentalista trastocará su mente hasta límites insospechados. La desconcertante obra de Can Evrenol traspasa la pantalla dejando al espectador confuso, con una sensación singular, inusual. La presente obra ha sido digerida y meditada para poder, como mínimo, generar una opinión razonada al respecto.

Desconcierto generalizado

En primer lugar resaltar varios elementos llamativos. Housewife (2017) cuenta con matices importantes en sus elementos, marcas de estilo de su director que claramente sobresalen de lo habitual. En primer lugar y en la parte inicial del film, este se centra en planos amplios y luminosos de lugares cerrados. Amplios escenarios con una decoración farragosa, tremendamente abundante. El estilo decorativo y de planos es singular para una obra de género. Resaltar también el continuo uso del recurso musical. Can, usa de forma abundante el sonido para complementar sus escenas y acentuar la tensión que emana de ellas. Se une al recurso musical un estilo brusco al terminar las escenas.

Housewife. La titánica locura de Can Evrenol

La obra arranca de forma más que correcta. El terrible pasado de Holly se hace patente para el espectador de forma visualmente llamativa, con una sensación de desesperación, tensión y terror que se ven acentuados por los recursos descritos anteriormente. A partir de entonces, la obra coge un rumbo indeterminado, pero con unos elementos sólidos. Llama la atención el buen trabajo interpretativo de la protagonista, interpretada por la actriz francesa Clementine Poidatz. El dolor y el trauma vivido se hacen claramente patentes en su forma de actuar y de pensar. La actriz y la propia película saben transmitir su dolor al espectador a la perfección. Ver un buen trabajo interpretativo en una obra de este estilo es algo sorprendente a priori.

A pesar de ello, la obra no da pistas de su rumbo, se establece como una presentación constante sin una línea de acción clara. Con unas bases sólidas, cohesionadas y el desconcierto global sobre su rumbo no hace más que atraer al espectador. La curiosidad en este momento es uno de los máximos aliados del film.

La macabra demencia argumental de Can

A partir de entonces la obra degenera y cómo degenera. El desconcierto se convierte en locura pasado el ecuador del film. La aparición de una amiga y el mentalista líder de la secta donde ésta radica, marca un claro punto de inflexión. La obra coge un rumbo indescriptible, con la actriz protagonista manteniendo el tipo ante tanta enajenación.

El argumento se transforma, se corta, se cose, se solapa, se duplica. El juego que le da Can a su obra es de un genio o de un completo demente del cine. Estamos ante un horrible viaje sensorial de Christopher Nolan al estilo Origen (2010) o una eterna pesadilla del maestro Craven en Pesadilla en Elm Street (1984), ambas situaciones elevadas y retorcidas a la máxima potencia. Como si no fuera suficiente, el film sigue con su insano rumbo.

La solidez del personaje principal se pierde y el sentido y la coherencia del argumento siguen la misma estela. Ante la falta de sentido aparente, el film apuesta por elevar su macabrismo visual y argumental. Sangre y violencia empiezan a suplir la falta de sentido común para terminar la hecatombe en un final al más puro estilo American Horror Story: Murder House (2011), elevando y retorciendo la situación nuevamente a la máxima potencia.

Housewife. La titánica locura de Can Evrenol

Un par de elementos explican la valoración final del film. En primer lugar, la obra cuenta con elementos abstractos que justifican mínimamente el caos argumental. Can, busca crear un tipo de alegoría de la pesadilla con un estilo macabro a nivel argumental y claramente lo consigue. Todo gira en torno a Holly y sus pesadillas, puntal que, a pesar de ser torcido y retorcido continuamente es tremendamente reconocible.

A pesar de ello, el elemento determinante para valorar la obra está la escena final al más puro estilo sitgeriano. En Sitges se espera ver algo diferente, extraño, con esos giros de guión imposibles que dejan al espectador con esa maravillosa sensación a caballo entre la incredulidad, el asombro y la tremenda satisfacción. Housewife (2017) consigue con su escena final esa carcajada de admiración y ese aplauso inconsciente a favor de la obra, sensación realmente personal que no tiene ni pretende ser compartida.

Valoración final

  • Lo mejor: La solidez en la interpretación de Clementine Poidtaz mientras es posible. A pesar de la terrible locura argumental y visual la obra mantiene un sentido global. El final sitgeriano y la sensación de satisfacción final.
  • Lo peor: El demente trato argumental.

Valoración:

Follow

About the Author

Me inicié con Gore Verbinski, crecí con el maestro Craven, maduré con Wan y llegué al éxtasis con los padres del nuevo terror de la mano de VHS. Adoro el cine de terror en todas sus facetas. El Festival de Sitges, un paraíso, Habitación 217, un nuevo hogar. Torres de Segre. Lleida. Catalunya. España.

Posts Relacionados

Mayhem

Honeymoon (2014)

Descarga gratis el primer capítulo de mi eBook la Guía de Supervivencia Ilustrada del Terror | Sobrevive a cualquier situación terrorífica, ningún ente o asesino podrá contigo.

x